Vivienda

Una jueza obliga a un banco a devolver con intereses el pago de una ‘swap’

Una jueza obliga a un banco a devolver con intereses el pago de una 'swap'

Se trata de un producto financiero que protege al hipotecado frente a subidas de los tipos de interés.

Una jueza de Blanes ha obligado al Banco Popular a devolver con intereses a su cliente los pagos efectuados desde el año 2008 por la contratación de una “swap”.

Estamos hablando de 4.200 euros más los intereses correspondientes. El abogado del demandante explica  que su cliente no había sido informado “de nada, ni sobre el hecho de que si los tipos de interés bajaban las liquidaciones mensuales serían negativas y cuantiosas, ni sobre las consecuencias de una cancelación anticipada”.

La jurisprudencia en estos casos contempla que dada la complejidad de los productos que se están contratando, el banco está obligado a dar toda la información necesaria al contratante de los mismos y a pesar de esto la parte demandada sostuvo durante todo el proceso que el cliente debió leer las cláusulas del producto antes de contratarlo.

Sentencia contra el Swap hipotecario

Para Banco Popular no estamos ante un producto especulativo sino ante una cobertura de riesgos complementaria y como tal no se rige por la Ley de Mercado de Valores sino que lo regularía el propio Banco de España.

El banco considera que no debe aplicarse dicha Ley la cual contempla unos deberes especiales en materia de información en relación a su contratación.  “En la medida en que el clausulado del contrato contuviese una descripción fidedigna del objeto y condiciones del mismo, no cabría hablar no ya de error excusable, sino ni tan siquiera de error, toda vez que el consentimiento prestado por el demandante habría sido un consentimiento informado”

A pesar de las alegaciones de Banco Popular la jueza ha estimado  íntegramente la demanda y declara nulo el contrato de fecha 25 de julio de 2008 obligando a la parte demandada a devolver íntegramente los pagos efectuados más los intereses correspondientes.

La jueza afirma: “De todo lo anterior se deduce que el Banco Popular no empleó la mínima diligencia exigible para que el Sr. Jiménez entendiese bien las condiciones contractuales, sin que quepa apreciar, por las razones expuestas en los párrafos anteriores, que el error del cliente le sea imputable a este último, máxime si se tiene en cuenta que el contenido y funcionamiento de este tipo de contratos resultan desconocidos para el gran público”.

Añadiendo además que corresponde al banco,  “que es además quien toma la iniciativa en la contratación ofreciendo el producto, observar una especial diligencia en la información y puesta en conocimiento del cliente de las condiciones del mismo”.

  • jj

    Los bancos nos van a sacar la sangre cualquier día de estos. Menos mal que hay jueces justos.

  • alvaro

    menos mal que alfinal hay personas con moral , esa jentuza de los bancos tenian que probar su medicina, simplemente son jentuza alfinal en la vida tambien les llegara de una o otra forma su castigo por engañar y ejercer la usura.