Vivienda

Se necesitan 6,5 años de salario para pagar la casa

Se necesitan 6-5 años de salario para pagar la casa

Para el Banco de España se puede medir de dos maneras lo que supone comprar una casa, en primer lugar se compara lo que vale la vivienda a adquirir y qué supone para los salarios de los compradores.

Antes de la crisis inmobiliaria el ratio entre precio de la vivienda y la renta bruta de los compradores era de apenas 4 años de renta de la unidad familiar, mientras que en 2007 alcanzó su máximo, 7,6 años.

Durante el primer trimestre de este año se ha situado en 6,5 años.

Otra forma de medir la dificultad que supone para una familia comprar una casa es calculando qué porcentaje de los ingresos del hogar se destinan al pago de la hipoteca cada mes.

Actualmente la media es de un 27,3% cuando en los últimos momentos de la crisis se hablaba de un 41%.

Usar una fórmula u otra tiene ventajas e inconvenientes. La primera, según sus detractores, obvia las condiciones de financiación, se limita a dividir el precio del inmueble entre la renta anual del hogar. Según un analista del mercado inmobiliario; “Por más bajo que sea el resultado de esa operación aritmética, si el grifo del crédito se encuentra cerrado como ahora, un número bajo de años no reflejará correctamente las dificultades que persisten para comprar casa”

Los que sí son partidarios de que se mida según este ratio advierten de que “medirlo según el porcentaje de endeudamiento sí tiene en cuenta los tipos que rigen en cada momento, pero algo que no mide, por ejemplo, es el esfuerzo que supone el pago de la entrada”.

Se use la fórmula que se use lo que sí es un hecho es que el número de años necesarios para la adquisición de una vivienda está empezando a bajar de forma acusada.

Hay que tener en cuenta que tardó 4 años completos para descender y a día de hoy se sitúa en 6,5 años. Según palabras de Luis Corral, consejero delegado de Foro Consultores, “en aquellos sitios en los que están actuando las entidades financieras, hay mercado y, por tanto, buena parte del ajuste ya se ha producido y el suelo de la caída de precios se ha alcanzado. Lo que ocurre es que las medias nacionales aún tardarán en reflejarlo más claramente. Que esa ratio va a seguir bajando es claro, más difícil es predecir hasta cuánto ha de caer”.

Muchos analistas del sector inmobiliario internacional criticaron a España durante el año 2008, un año después de que explotara el escándalo de las hipotecas subprime y con graves síntomas de crisis económica no hubiese ajustado los precios de las viviendas como se hizo en EEUU o en Reino Unido.

Estos analistas afirman que no se puede hablar de ajuste hasta que el número de años necesarios para pagar una vivienda llegue a niveles previos a la crisis cuando este ratio se situaba entre 3,8 y 4.

Según afirma el catedrático de Economía de la universidad Pompeu Fabra, José García Montalvo, “Es innegable que debemos regresar a esas cifras porque ese grado de esfuerzo es el razonable para las familias. La velocidad con que lo hagamos es clave, cuanto antes sea, mejor; pero lo que se tarde dependerá de lo que aguanten los balances de bancos y cajas”.

  • Tomás

    Como siempre la estadística es la ciencia que dice que tu te comes dos pollos y yo no me como ninguno, nos hemos comido uno cada uno.