Economía

Lucha contra el fraude fiscal

Sede del Ministerio de Hacienda

Al poco tiempo de empezar a gobernar el ejecutivo de Mariano Rajoy adoptó una medida que sorprendió a muchos: la amnistía fiscal. Mediante esta medida se permitía al defraudador de grandes cantidades autodelatarse y “legalizar” su dinero sin ninguna penalización, con la intención de traer capital evadido de vuelta a España. Muchas fueron las críticas que recibió el gobierno por entender que con esta política se “premiaba” al defraudador.

Desde luego, la lucha contra el fraude fiscal debe ser uno de los ejes principales de cualquier gobierno. De las 7.700 actuaciones de la Agencia Tributaria contra la economía sumergida efectuadas en lo que llevamos de año, se han presentado irregularidades fiscales en casi un 40% de ellas. Se espera que el porcentaje sea mayor cuando acabemos el año. La Agencia Tributaria está haciendo especial hincapié en mercadillos y discotecas, zonas potencialmente atractivas para Hacienda.

Uno de los datos que hemos conocido hoy es que Alemania invierte cinco veces más que nuestro país en lucha contra el fraude fiscal. De hecho ayer reclamaron los Inspectores de Hacienda más apoyo por parte del ejecutivo de Rajoy para perseguir el fraude fiscal y conseguir así el saneamiento de las arcas públicas.