Vivienda

Los pisos de bancos y las nuevas provisiones

Depositphotos_7140331_m

Los bancos acumulan pisos de diferentes procedencias, pero es un hecho que son muchos y en crecimiento. El problema es que distorsionan el mercado de muchas formas posibles. Si a la entidad financiera no le cuesta mucho tenerlo, pues lo tendrá hasta que las condiciones del mercado mejoren y no pierdan tanto dinero vendiendo. Claro que esto hace que los precios, de alguna forma, se sigan manteniendo en un nivel ficticiamente elevado. El gobierno ha tomado medidas al respecto, que este sábado hemos podido conocer más a fondo. Veamos las principales sobre los pisos de bancos.

Los activos recibidos como construcciones, segundas residencias o viviendas nuevas, van incrementando año a año las provisiones. De esta forma comienzan con un 25 % el primer año, 30% entre el primero y segundo año, 40 % entre el segundo y el tercero  y un 50 % cuando se superan los tres años.

Si se trata de primera residencia es un 40 % en 4 años.

El suelo tiene un tratamiento especial. Si se trata de suelo para promoción inmobiliaria, es un 60 % lo que provisiona  y si es una construcción o promoción en curso, la provisión es del 50 %. En estos dos casos no importa el plazo, se toma en cuenta solo la condición de suelo con ambas opciones.

Con estas medidas se intenta que la banca no siga acumulando pisos, ya que el costo será demasiado alto. Sacar estos pisos a la venta con rebajas sería algo mucho más realista que lo que viene ocurriendo hasta ahora.