Vivienda

Las cifras de la dación en pago

Hand of the businessman with the house

La semana pasada, durante la Comisión de Justicia del Senado, el presidente del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ), Gonzalo Moliner aseguró que la cifra de desahucios en España casi alcanzaba los 200.000 a finales del año pasado, aunque matizó que tan sólo un 10% del total habían correspondido a ejecuciones hipotecarias de primera vivienda. Sin embargo, había algo ligeramente sospechoso en sus palabras, y es que no sabemos muy bien de dónde salían esas cifras, ya que no existen cifras oficiales. Bueno, existían.

El Colegio de Registradores de la Propiedad de España ha arrojado un poco de luz sobre el asunto de los desahucios, proporcionando datos acerca de las ejecuciones hipotecarias de primeras viviendas, dejando así de lado aquellas ejecuciones relacionadas con garajes, locales comerciales u oficinas, entre otros. Durante el pasado año 2012 se expidieron 65.778 certificaciones de inicio de ejecución hipotecaria sobre vivienda, aunque en el 20% de los casos la entidad financiera cedió a la dación en pago como fórmula de saldo de la deuda.

Esto es, durante 2012, se firmaron 14.229 daciones en pago, lo que, para los Registradores de la Propiedad, significa que es una práctica más o menos habitual en nuestro país, aunque reconocen que estos casos deben ser minuciosamente estudiados por las entidades financieras y es que extender esta práctica tendría unos efectos devastadores sobre nuestra economía: en concreto, una dación en pago universal y retroactiva multiplicaría la tasa de morosidad actual, además de que provocaría una situación de inseguridad jurídica que haría que los bancos se lo pensaran mucho antes de dar crédito, el cual, a su vez, sería bastante más caro. Esas son algunas de las conclusiones a las que ha llegado Agencia Negociadora y que ha publicado hoy.

Por comunidades, Valencia es la región española donde más daciones en pago se concedieron (casi un 21% del total), seguida de Cataluña (16,5%), Andalucía (16,1%) y Madrid (15,8%). Del total, un 60% correspondían a españoles, y casi un 40% a extranjeros.