Vivienda

La seriedad del problema de los alquileres

La lentitud con que se resuelvan algunos problemas es uno de los factores agravantes de los mismos. Porque una resolución temprana, cuando el problema aún es pequeño, es mucho más sencilla. Pero si dejamos que las cosas avancen, las medidas para resolverlo tienden a ser mas dramáticas. Parecería que los sectores que tienen que resolver el problema de los alquileres en nuestro país (oficialismo y oposición) no terminan de comprenderlo totalmente.

Y llevan demasiado tiempo sin entenderlo. Porque en otras situaciones, el problema era menos aparente. No es nuevo que España no tiene una legislación adecuada que fomente los alquileres. Las cifras son más que elocuentes, si comparamos con los demás países europeos. Claro que en una situación critica como la actual, lo que antes no se percibía como tan importante, hoy queda muy destacado.

Hace unos días pudimos ver en la TVE un pequeño informe sobre desahucios. Era tan lamentable ver el estado en que se entregaban (judicialmente, por supuesto) algunos pisos, y tan clara la impunidad de quienes los dejaban en esas condiciones, que indignaba. Porque eso es lo que ocurre en la vida real. El propietario tiene que asumir el costo de reparación (en la realidad, eso es lo que pasa… del inquilino no se sabe más nada) además de los muchísimos meses en que ha tenido el piso ocupado sin recibir nada a cambio.

Eso hace que algunos propietarios lleguen incluso a pagar a sus inquilinos no pagadores, para que les devuelvan su piso, evitando de este modo (aunque no mucho) mayores daños si se puede.

Imagen: eleconomista.es