Finanzas

La morosidad empresarial crece un 130%

La crisis no sólo se deja sentir en los bolsillos del consumidor: ya sacude a las empresas, especialmente a las PYMES, y según datos de Crédito y Caución, los impagos de las empresas han aumentado en un 130%, con relación al 17% que experimentó en el 2007.

La situación, que no pronostica mejoras hasta el 2010, es fruto del durísimo ajuste que sufre la planta productiva española ante el parón de la construcción y sus industrias afines, otrora motor de la economía española, y de las fuertes restricciones que el crédito ha sufrido ha causa de crisis económica mundial.

Las empresas no pueden autofinanciarse ni tampoco cuentan con la banca para aplazar sus pagos. Por ello, Gerardo Diáz Ferrán, presidente de la Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE) ha pedido al Gobierno que tome medidas extraordinarias y aplacé los castigos por morosidad a las empresas y cree nuevos mecanismos de financiación blanda para evitar embargos, despidos y cierres.

Si bien el Gobierno de Zapatero ha destinado 100.000 millones de ayudas y créditos, la mayor parte de esa partida irá a la banca en problemas, dejando a la pequeña y mediana empresa al garete.

Fuente | El País

Imagen | El Economista