Finanzas

La confianza del consumidor apuntala los "brotes verdes"

Sales growth. Shopping basket with coins

En la que sería la primera tregua en mucho tiempo en la inclemente guerra de las cifras que Gobierno, oposición y banca vienen sosteniendo desde el estallido de la crisis, los tres sectores han coincidido en que hay señales de una recuperación al mediano plazo de la economía y el empleo.

Las razones de su optimismo: un aumento en el índice de confianza del consumidor de 3,4 puntos en agosto. Se trata de una medición que realiza el ICO y que refleja la percepción de la situación económica del ciudadano común. Incluye una calificación de la situación económica individual y las previsiones sobre el poder adquisitivo al mediano plazo.

A tono con ese aumento en la confianza y en la intención de consumo, FUNCAS ha revisado sus expectativas sobre el crecimiento de la economía española hacia finales de este año, y ha corrido sus cifras negativas de 1,2% a 1%, si bien considera que todavía el retroceso del PIB será de -3,8%.

Los voceros del Ministerio de Economía han declarado su beneplácito por esta visión positiva del camino tomado y de la recuperación en puerta, aunque precisaron que aún se perfilan “trimestres difíciles”.