Finanzas

Kiva: la inversión solidaria

 En este mundo interconectado, cada vez es más difícil encontrar sistemas de financiación para iniciativas que buscan y consiguen crear focos de desarrollo ahí, donde no parece posible que existan. Para vincular a inversores con conciencia global y emprendedores en busca de oportunidades, llegó Kiva.

 

Kiva es una web de micro-créditos inspirada en el modelo del banco de Graneen: el dinero que se presta no conlleva ningún interés y los proyectos financiados destacan por su impacto social en países del Tercer Mundo. Su sitio web posee un tráfico mensual de más de 250,000 visitantes, y el capital de sus créditos rebasa los 4 millones de dólares provenientes de 43 mil prestamistas y repartidos en más de 12 países.

 
¿Sus logros? Un índice de morosidad cero, que Kiva espera mantener en el 97% gracias a una red de colaboradores que eligen minuciosamente a los proyectos candidatos y revisan la solvencia de sus emprendedores. Les confeccionan un perfil en la web de Kiva y la comunidad inversora le trasfiere fondos a través de tarjetas de débito o cuentas Paypal. Se puede participar inicialmente con un capital de 25 dólares, pero no hay límites de capital inversor. Los emprendedores envían un reporte mensual sobre el impacto social del proyecto. El préstamo se pago a 0 interés en un plazo de 12 meses. El sistema permite saber a quién se presta y para qué.

 
Si tienes un dinero extra, puedes hacerte socio inversor y ayudar al desarrollo de un mundo más justo y productivo.

Enlace | Kiva