Economía

Irlanda e Italia dicen “no” a la austeridad

Concept - two butterflies with Italian and Irish flags flying

Algunos de los países de la periferia de Europa, los más afectados por la crisis de deuda de la eurozona, han mostrado este fin de semana su más profundo rechazo a las medidas de austeridad impuestas por sus respectivos gobiernos ante directrices de actuación económica europea. Así, en Roma por ejemplo miles de estudiantes y sindicalistas se han manifestado para protestar contra los recortes en la educación impulsados por el Gobierno de Mario Monti. En la capital italiana se vivieron momentos de tensión, sobre todo a partir de medio día del sábado, cuando un grupo de estudiantes lanzaron botellas y petardos contra la sede del ministerio de Justicia a pesar de que las fuerzas de orden y blindados de la policía habían acordonado las instalaciones.

En Irlanda, donde el Gobierno presentará sus presupuestos de 2013 el próximo 5 de diciembre, sindicatos y diversas organizaciones sociales han salido también a la calle para dar la espalda a los planes de austeridad previstos en los presupuestos para el año que viene. Recordemos que Irlanda pidió el rescate a Europa hace dos años, y que desde entonces se han impuesto grandes sacrificios a la sociedad. En los presupuestos para 2013, Irlanda estima ahorrar 3.500 millones de euros. De ese total, 2.250 millones de euros podrían salir de los recortes en el gasto del Estado, mientras que el Gobierno prevé ingresar los restantes 1.250 millones de euros a través de nuevas medidas fiscales.