Economía

Importar desde Oriente

La importación de productos desde Asia y otros países es una buena opción para adquirir todo tipo de bienes a buenos precios para luego comercializarlos en Europa y obtener buenas ganancias.

Es posible hacerlo en dos tipos de escalas. Una más al por menor, en la cual intentando traerse una cuantas valijas repletas y tomando en cuenta el peso permitido desde el punto de vista legal. No sea cosa que la mercadería nos sea retenida en los controles aduaneros.

Claro que esto es posible solamente en algunos rubros como ropa. Traer unas cuantas prendas de buen gusto y posible demanda en el mercado europeo y poder comercializarlas en forma personal desde una feria, a comercios establecidos o a nuestros amigos y amigos de nuestros amigos. Ni que hablar que a través e internet es otra forma de venderlas.

También, para quienes apunten a una mayor inversión pueden traerse un buen contenedor, pagar los impuestos aduaneros y luego comercializar a todo nivel.

Lo que es seguro es que es posible conseguir buenos productos a muy bajos costos para luego revenderlos a un buen precio y sacar una buena ganancia. Claro que es una experiencia que requiere cierto estudio, intentar lograr referencias antes de viajar o realizar algún vínculo de confianza con alguien que pueda enviarnos la mercadería, por ejemplo.
También los países americanos son buenos sitios para conseguir mercaderías a bajos costos aunque pienso que los costos más bajos están en Asia.