Finanzas

iBanesto ofrece la inversión más segura

Time is Money Clock

Es un momento de convulsiones financieras. ¿Quién puede asegurar lo que ocurrirá a continuación? El Euro pierde fuelle, las tasas de interés están en bajos históricos, el dólar está en un sube y baja que ya hace temer por su continuidad como divisa universal, las facetas más fuertes del Ibex sufren devaluaciones constantes, pero imprevistas… En este contexto, ¿cómo invertir con signo ganador?

Sin duda alguna, hay que evitar el riesgo, pues nos encontramos en un momento en el que el riesgo es imposible de determinar. ¿A qué debemos apostar al invertir? ¿Cómo invertir sin pérdidas?

iBanesto tienes una posible respuesta con su Cuenta Azul.

Es un momento para invertir en valores que conjuguen tres condiciones a favor del inversor: seguridad, rentabilidad y dispoinibilidad. Bajo riesgo, una plusvalía asegurada y la posibilidad de tomar el capital ante posibles emergencias e imprevistos. Esas tres características que destacan, por encima de todas las alternativas, en la Cuenta Azul de iBanesto.

La Cuenta Azul de iBanesto es una cuenta remunerada, que ya de por sí es, por definición, uno de los instrumentos más confiables para obtener rentabilidad a un mínimo riesgo. Además, la cuenta remunerada de iBanesto es un depósito que recibe al nuevo cliente con una rentabilidad asegurada hasta el 2011.

La Cuenta Azul de iBanesto asegura a los inversores una rentabilidad mínima de 3,60% TAE hasta enero de 2011, lo que la convierte en la cuente remunerada más competitiva del momento, pues no sólo asegura un interés muy por encima de la media, sino que lo mantiene al largo plazo.

La Cuenta Azul de iBanesto es el instrumeto ideal para nuevos inversores y para aquellos que no están conformes con sus cuentas remuneradas en otros bancos (donde los mejores intereses se mantiene apenas entre el 1,25% y 1,50%). La Cuenta Azul de iBanesto ofrece una rentabilidad casi tres veces superior, y sin costos para quien desee cambiar de banco.

De manera que si se es un inversor que quiere participar de las ganancias de los mercados sin riesgo, o si se desea asegurar una mayor rentabilidad que la que el banco actual nos ofrece, hay que dar el paso y sumarse la Cuenta Azul de iBanesto.