Euríbor

Holanda no soporta la austeridad

Holanda no soporta la austeridad

La pobreza crece en una de las economías más sólidas de la Unión Europea crece desde finales del año pasado, y este 24 de abril el gobierno holandés se ha inmolado ante la falta de consenso para realizar los duros recortes que Bruselas demanda. Holanda se divide ante las exigencias de austeridad.

Ante del falta de apoyo del Partido Libertad (de ultraderecha), que considera insensatos los recortes impuestos por la UE a Holanda, el gobierno de Mark Rutte ha colapsado.

Rutte buscaba recortar 16.000 millones para consolidar el déficit del 3% impuesto por la Unión Europea. Ahora, ante la negativa del Partido Libertad, ha presentado su renuncia, dejando un vacío de poder en un país que hasta ahora era observado como un remanso económico, pero que ha visto aumentar en más de 60.000 familias su índice de pobreza.

Este 2012 ha sorprendido a Holanda con un aumento del 10% en su número de pobres: la secuela de un paro que llega al 6%, uno de los índices más altos en la historia de los países bajos.

La consecuencia directa de las primeras medidas de austeridad aplicadas es la disminución de las prestaciones sociales. Según la BBC, cada uno de los comedores sociales holandeses atiende a 1.300 familias a la semana, gracias a donaciones particulares. Muchas veces en estos bancos de alimentos sólo hay lechugas.

La crisis holandesa ha llevado al auge de negocios como el Basis Bar, un lugar donde se puede llevar comida, que se calienta en microondas, y donde sólo se paga por la bebida.