Economía

¿Ha llegado la hora de la liberalización de la electricidad?

luz

En los últimos meses se ha dado muchas vueltas a la factura de la luz. Después de que Competencia acusara a la eléctricas de manipular la subasta de diciembre en su beneficio – algo que después no se pudo demostrar -, el Gobierno paralizó una inminente subida de casi un 10% planeada para el 1 de enero. El aumento de la factura de la luz a primeros de mes, finalmente se quedó en un 3%.

Pero febrero trajo más novedades, en esta ocasión, por parte del Gobierno y escondida tras una reforma que se vendió como una ayuda para las familias: subía el fijo un 18% y la parte variable descendía un 6%. Asociaciones de consumidores y particulares parecía poco contentos con la medida que iba en contra de la única solución que tenían los consumidores ante las continuas subidas: reducir el consumo.

Cálculo horario o anual de la tarifa

Pero, aun sin que se hayan emitido las facturas correspondientes al mes de febrero, y que reflejarían la subida del fijo, se ha fijado un nuevo sistema de tarificación que entrará en vigor en abril de 2014 y que acaba con las subastas eléctricas.

A partir de ahora, los usuarios tendrán un precio basado en un cálculo de la media diaria del precio del mercado mayorista, llamado pool, una vez que se cierre su periodo de facturación, que suele ser bimensual. Los usuarios que cuenten con un contador con discriminación horaria, podrán disfrutar de un cálculo horario de su tarifa y, por lo tanto,  podrán aprovechar las fluctuaciones de los mercados.

Junto con estas regulaciones temporales de la tarifa, el borrador del decreto incluye la posibilidad de que las eléctricas ofrezcan a los usuarios una tarifa fija anual cerrada.

¿Ahorro o fluctuación?

Según las estimaciones de Industria, estas medidas supondrán un ahorro medio de un 3% en la factura eléctrica de familias y pymes, aunque son varios los expertos que apuntan a que, debido a las fluctuaciones y variaciones de los mercados, esta medida no supondrá el ahorro esperado y que la diferencia con la factura actual apenas representará 0.30 € de ahorro mensual.

¿Os parece adecuada esta medida? ¿Creéis que será la definitiva en la tarifa de la luz?