Vivienda

El uso de las viviendas en los divorcios

housing

En España las sentencias de divorcio suelen dar la custodia de los niños a la madre, y también el uso de la vivienda conyugal también a la madre. En esta situación el padre divorciado se ve en la obligación de pagar la pensión y al menos la mitad de la hipoteca.

Eso coloca a los padres en una situación de desventaja frente a la madre. De hecho, si bien continúan pagando al menos la mitad de la hipoteca, no puede desgravar por no habitar ese bien.

Sin embargo esta tendencia esta sufriendo algunos cambios.

Últimamente ha habido sentencias que dan el uso del bien a la madre, pero limitado en el tiempo. Dar dos o tres años permite que la mujer divorciada tenga el tiempo suficiente para resolver su situación económica. Al cabo de ese tiempo pueden redefinir la situación del bien de un modo más igualitario.

En nuestra opinión el uso de la vivienda limitado nos parece una solución mucho más justa.