Finanzas

El desahucio será más rápido

Moving

Llega a su fin el reinado de los morosos profesionales y se trabaja en disminuir el temor de los propietarios de viviendas que prefieren mantener sus pisos vacíos a arriesgarse a alquilarlos: el desahucio se acelera.

Antes era posible que una persona incapaz o renuente a abonar sus mensualidades por concepto de alquiler pudiera permanecer hasta un año en el domicilio rentado hasta por un año después del aviso de desahucio. Un tema de estudio de los cursos de economía.

Con la Ley de Medidas de Agilización Procesal se quieren acelerar los trámites para que el moroso deje la vivienda en un plazo inmediato de hasta diez días.

Con la Ley del desahucio exprés aprobada en 2009 se aceleró el proceso a través del cual el dueño de una vivienda podía recuperar su propiedad en el caso de un inquilino moroso. Entre las medidas que entonces se aprobaron figuraba que si el moroso no daba por recibida la notificación de demanda o se no se personaba, el dueño podía fijar la fecha de lanzamiento y el moroso recibiría la notificación en el plazo de seis días.

Sin embargo, debido al aumento del paro y la incertidumbre económica, los juzgados se han visto rebasados por demandas de desahucio, y en la realidad pueden pasar hasta seis meses entre la fecha de la demanda y el abandono del inmueble por los morosos.

Ahora, se ha aprobado una nueva normativa acorta los tiempos de respuesta de los tribunales mediante la realización de un juicio rápido y sencillo en la que no interviene el juez: ahora, presentada y aceptada la demanda de impago, el secretario judicial da un máximo de 10 días al inquilino para que liquide su adeudo o abandone la vivienda.