Empresas

Cómo criticar a tus empleados (II)

Woman scolding an ashamed man

2. Usa el método del emparedado.
Di una cosa buena, después la crítica, y cierra con una buena.

La idea de este método es que al abrir con una alabanza a desempeño de tu empleado, ganas su atención y le demuestras que sus esfuerzos son bien valorados, amén de que compartes su compromiso por mejorar. Al situar la crítica en medio de dos argumentos positivos, la reduces como una situación temporal, que sabes que podrá ser superada. Cerrar con una observación positiva, disminuye la sensación de regaño, y el mal trago del momento.

3. Planea lo que vas a decir
Si la cuestión es una controversia (en la que el empleado tiene algo que decir en su defensa), lo mejor es que hagas una lista de lo que piensas preguntarle. Llegado el momento, deja que hable y escucha hasta que agote sus argumentos.

Nunca pongas a dos empleados en disputas frente a frente. Recibe sus puntos de vista por separado.