Guías prácticas

Causas de la proliferación de los créditos online

Dinero en el bolsillo

Los mini créditos online han experimentado un gran auge en los últimos años. Estos préstamos concedidos por entidades financieras que operan a través de la Red consisten en pequeñas sumas de dinero, las cuales no suelen ser superiores a los 500 euros, que son recibidas por la persona que lo solicita en un plazo muy corto de tiempo y sin necesidad de cumplir la mayoría de requisitos que exigen los bancos tradicionales. De la misma forma, el tiempo concedido para su devolución también es inferior, no siendo superior a los 30 días en casi todos los casos.

Para solicitar un mini crédito online tan solo hay que acceder a la página web de la compañía que preste este servicio. Una vez allí, lo más habitual es que soliciten rellenar un formulario con los datos personales del solicitante así como con la cantidad que desea recibir y el plazo de devolución. Y es que, en muchos casos, estos parámetros son personalizables hasta cierto punto para así poder ajustarse a las circunstancias de cada individuo.

Este instrumento financiero está diseñado para que cualquier persona que lo necesite pueda solicitar y conseguir la cantidad suficiente de dinero que le permita cubrir un gasto urgente no previsto. Por ejemplo, es una opción excelente en el caso de que haya un retraso en el cobro de la nómina mensual y haya que hacer frente al pago de las facturas o de la hipoteca y no se quieran pagar excesivos intereses por el retraso o sufrir un corte de luz o agua. Todo ello de forma rápida y cómoda.

Los mini créditos online suelen concederse en un plazo máximo de 24 horas, por lo que se puede decir que son prácticamente instantáneos. Además, muchos de ellos no tienen en cuenta si el solicitante está incluido en alguna lista de morosos como, por ejemplo, Asnef. Por tanto, es factible decir que se trata de una solución muy a tener en cuenta en caso de que se quiera pagar la deuda que ha motivado la inclusión en dicha lista.

En definitiva, los mini créditos online son una herramienta que pueden sacar de un apuro a cualquiera en algún momento de necesidad ya que se pueden obtener de forma rápida y fácil. Pero, como no podía ser de otra forma, que hay que usarlos con responsabilidad ya que las comodidades ofrecidas pueden hacer que se tienda a pensar que no es un producto financiero como cualquier otro.

Etiquetas: