Empresas

Cómo hacer un brainstorming

Brainstorming

La tormenta de ideas o brainstorming es una de las estrategias de trabajo en equipo más atractivas. Consiste en reunir a varias personas, y recibir las ideas que tienen acerca de un proyecto, un problema o un curso de acción. Es una estrategia dinámica, y no siempre sale bien, pues siempre que se trabaja con personas distintas, salen a la luz problemáticas nuevas e inesperadas. ¿Cómo conseguir que una tormenta de ideas dé el resultado deseado?

El brainstorming perfecto

Entre seis y 10 personas. Ese es el número de participantes ideal para mantener la diversidad de ideas sin perderse en un número excesivo de ellas.

Diversidad. Si quieres un brainstorming efectivo, convoca a personas con diferentes perfiles. Incluso convoca a personas que no tengan ninguna experiencia con un problema/proyecto como el que se debe resolver/emprender.

Respetar el proceso creativo

Divergencia. Una base elemental de la tormenta de ideas es que el proceso creativo fluya sin trabas, y para ella es necesario que las ideas que se presentan no sean prejuzgadas, por ridículas que puedan sonar en un primer momento. En una primera etapa, es necesario que se exprese todo tipo de ocurrencias, soluciones y temas, y que se anoten para su posterior análisis.

Gestor. Es vital que en el brainstormig se considere la figura de un gestor o facilitador, que anote y dé cuenta de todo lo expresado, y que en una segunda ronda invite al análisis de las ideas más relevantes expresadas.