Empresas

American Airlines va a la bancarrota

American Airlines

La otrora aerolínea insignia del negocio de la transportación aérea ha notificado su ingreso a la protección por bancarrota. American Airlines está en quiebra.

Un anuncio que, sin duda, significa el fin de una era que va a figurar en los cursos de administración de empresas.

¿Las razones? Sus altos costes laborales, en combustible, y por la caída de la demanda viajera. La aerolínea había mantenido negociaciones desde hace años con su sindicato para aminorar los costos de personal, que alegaba eran superiores a los de la competencia nacional y extranjera. Un iniciativa infructuosa.

American Airlines, con sus 88.000 empleados y 3.000 vuelos diarios, es la tercera aerolínea norteamericana.

Tom Horton, ejecutivo en jefe de la empresa, anunció de este modo la situación de la empresa: “El mundo ha cambiado a nuestro alrededor. Se ha vuelto más claro que la brecha entre nuestro costo y el de nuestros competidores es insostenible”.

Ahora American Airlines queda bajo el Apartado 11 de la Ley de Bancarrota de los Estados Unidos: una normativa que permite a la empresa su reorganización para recortar gastos y sanear sus finanzas sin caer en ejecuciones y embargos.

Se teme que lo primero en ser tocado por este proceso de saneamiento sea el plan de pensiones de la empresa, que cubre a 130.000 personas, entre trabajadores y pensionados. El costo del sistema ha rebasado las capacidades actuales de la empresa, y enfrentaría un déficit de 10 billones de dólares…

A pesar de ello, los analistas consideran que la empresa tiene buenas posibilidades de salir adelante.