Economía

Ahorra tu calderilla

Old Pennies

Si se cuenta con una tarjeta de crédito, como nos recuerda Consumer, existe la posibilidad de, gracias a la magia del redondeo, ahorrar la calderilla que, de pagar con efectivo, nos devolvería el establecimiento. Desde luego, siempre es más sencillo para llevar las cuentas ingresar cifras cerradas, y siempre viene bien ganar una plusvalía, así sea por pequeñas cantidades.

Para hacerse beneficiario de este servicio hay que abrir una cuenta de ahorro
(puede ser la cuenta a la que está asociada la tarjeta de crédito). Entonces, al momento de hacer la compra se solicita que se redondee el cargo hasta el múltiplo de cinco inmediato superior. Se trata de una operación que se puede hacer en todas las compras superiores a 15 euros.


Las cuentas donde se deposita esta calderilla son remuneradas
, que ofrecen un interés al 5% TAE, y son totalmente gratuitas. El abono por redondeo se adjudica a diario. Para solicitarla, sólo hay que ponerse en contacto con nuestro banco.

Fuente | Consumer